domingo, 16 de marzo de 2014

Walking together

Tras un largo periplo de sequía, hemos vuelto. Así que, hola de nuevo.

Quizá penséis que no escribo porque no ha pasado nada significativo en todo este tiempo pero, en realidad, es por todo lo contrario. Y eso es bueno, muy bueno; no tener tiempo para muchas cosas, como por ejemplo escribir, porque todo el que tienes lo estás dedicando a lo que realmente importa...las personas. O, mejor dicho, las personas que tú eliges y que ellas te eligen a ti.

Mi vida está en un momento de cambios cruciales y nuevas experiencias. De órdagos. De creer en lo que quieres y de atreverse a dar grandes pasos. En esta ocasión es crucial, es muy  importante,  porque esta vez el paso no lo doy solo. Y ahí está la magia... en walking together.

Así que... ve buscando un llavero chulo. 

XR


Hey brother





martes, 31 de diciembre de 2013

Un año son 365 días, tirando por lo bajo.

Buenos días a la antesala del 2014. 

Apenas quedan 8 horas (lo que viene siendo una jornada de trabajo legal o las horas ideales de dormir según los expertos) para que todo nuestro 2013 pase a la historia.

Este año, probablemente uno de los más turbulentos que conozco en política, en economía, en cultura y en todo lo que nos afecta socialmente. De ahí que nuestra actitud y nuestras caras muchas veces hayan cambiado radicalmente de expresión y, es más, hayamos sido capaces de discutir sobre nuestro presente y futuro cuando nunca nos afectaban estas "chorradas de mayores".

A pesar de todo ello, nunca nos olvidemos de lo primordial: nosotros y los que nos rodean somos los más importantes, los que nos hacemos felices. Que nada ni nadie nos quite eso, ni nos cambie, por favor. Hay 365 días al año (y 366 cuando nos regalan uno cada cuatro años, son así de majos) y aun siendo cierto que alguna vez nos llevamos algún que otro "palo", siempre tenemos la oportunidad de cambiar las cosas (y digo cambiar, no recuperar). Siempre. No lo olvidemos. 

Acabo de leer que una amiga ha escrito en su muro de Facebook que "De 2013 no quiero nada". Y tiene un montón de Me gusta. Hoy siento contradecirla porque, aunque la quiero mucho, yo me quedo con todo del 2013, y del 2012, y del 2011... y de cualquier año que pase en este lugar llamado mundo. Sea bueno, sea regular o sea malo, nos hace aprender de la vida y valorar todo lo que tenemos, hemos tenido o deseamos tener. 


Por ello, FELIZ 2013, y previos que se van, y FELIZ 2014, y futuros que vendrán.

(Y si me dicen con qué me quedo de este año, lo tengo claro. Con el 7 y con el 10, y con la suma de ambos).


XR




Un año más
(Mecano)





miércoles, 11 de diciembre de 2013

PONERSE DE PUNTILLAS

Cuando era pequeño me ponía de puntillas para ver cómo pasaban los Reyes Magos con mis regalos en la cabalgata. Sobre todo a Melchor, el de la barbita blanca. También lo hacía para señalar en el kiosko las chuches que quería comerme esa misma tarde. A veces lo hacía para intentar tocar la luna. De esto mejor ni hablamos. También solía alzar un pelín los deditos de los pies cuando iban a medirme. Estoy convencido de que la línea que se iba pintando cada 6 meses en la pared de mi casa siempre estuvo por encima de mi estatura real.

Ya un poco más mayor, me ponía de puntillas para que en las fotos de amigos pareciera más alto que el resto.  También era un estado casi natural en los conciertos que asistía. Menuda visión te daban esos 10 centímetros extras.

Y ahora, tantos años después, me he dado cuenta de que no soy el único que se pone de puntillas para alcanzar algo que le importa, que necesita y que cuida.

Y es que ponerse de puntillas, sin importar la edad, no es más que querer alcanzar algo que en un estado normal no puedes. Pero es tan importante que el hecho de que se carguen los gemelos es totalmente secundario… Porque el resultado merece mucho la pena, ¿no crees?

Así que, por favor, nunca dejes de ponerte de puntillas. Y, si te cansas, yo te auparé.

XR





Silhouetes
Of Monsters and Men

sábado, 28 de septiembre de 2013

LOS SERES ÚNICOS


Él- ¡Qué!
Ella- ¡Qué de qué!
Él- ¡Qué de qué de qué!
Ella- ¡Qué de qué de qué de qué!
Él- ¡Qué de qué de qué de qué de qué!
Ella- ¡Qué de qué de qué de qué de qué de qué!
Él- ¡Qué de qué de qué de qué de qué de qué de qué!
Ella- ¡Qué de qué de qué de qué de qué de qué de qué de qué!
Él- Bueno, paremos ya...
Ella- No, no. No me cambies de tema.

(miradas, silencio,sonrisas... y un beso)



En ocasiones, no se necesita decir mucho más para demostrar todo lo que os entendéis.
Yo, a este momento, le llamo "código" entre dos personas.

Y es que hasta los diálogos más absurdos se vuelven mágicos cuando la compañía es perfecta. Cuando la compañía...ES TOP. Ambos sabéis de lo que habláis, decís o hacéis aunque nadie más lo entienda y os traten como raros o locos. No importa. No importa nada en absoluto. De hecho, mucho mejor. Sois sólo tú, la otra persona...y vuestros códigos, los que os hacen realmente únicos. 

¿Te has parado alguna vez a pensar cuáles son tus "códigos" con las otras personas? Quizás ahora sea un buen momento. ;)


XR


¿Una confesión? Venga... Ésta es una de mi sobredosis de códigos...



Título
#LOSSERESUNICOS

A cualquier otra parte
Dorian



El tiempo futuro
Eladio y los Seres Queridos



Lo que te hace grande
Vestusta Morla



Oniria e insomnia
Love of Lesbian



Nuevos tiempos
Lori Meyers



Incendios de nieve
Love of Lesbian



Lucha de gigantes
Love of Lesbian & Zahara



Cometas
Supersubmarina



No mienten
Miss Caffeina



Incondicional
Love of Lesbian




La luna debajo del brazo
Quique González


Conocerte
Second


Desafinado amor
Xoel López



Supersubmarina
Supersubmarina




Copenhague
Vetusta Morla


Maldita dulzura
Vetusta Morla


Un día en el parque
Love of Lesbian


Saharabbey Road
Vetusta Morla






martes, 30 de julio de 2013

Así te responde el amor...

Así te responde el amor cuando le preguntas:

- No

- Es casi imposible

- Lo veo muy difícil

- No creo

- Tengo dudas

- A lo mejor

- Lo intentaré

- Probablemente

- Seguramente

- Sí

Lo bonito de esto es que hay veces que, en base a tus actos, estas respuestas pueden ir evolucionando  hacia donde tú más deseas... Hasta llegar a un rotundo .
Y es que desde el No hasta el  sólo hay 10 grados de separación. Y, a partir del sexto ya tienes mucho ganado. No te rindas… Nunca. El  merece demasiado la pena.

Ale, ¡a ser feliz!

XR



"Quiero que no dejes de estrujarme sin que yo te diga nada".




Con las ganas
Zahara


miércoles, 24 de julio de 2013

Más que palabras...

Érase una vez un hombre que tenía un saco enorme lleno de palabras, casi todas ellas hermosas. Eran tan hermosas que las mujeres del pueblo estaban totalmente enamoradas de ellas…Pero no de él. Nadie se atrevió a decirle que el amor y la vida no se alimentan únicamente de palabras y frases hermosas. Así que pasaron y pasaron los años y el hombre, siempre junto con su saco de palabras hermosas, terminó llevándoselo el viento. Hoy ninguna mujer del pueblo le recuerda. Porque los recuerdos se construyen a base de hechos. Y él se quedó siempre en eso… En ofrecer hermosas palabras. Nada más.


Seamos más que palabras...Vamos a encendernos con las manos...

Amelie
Pereza y Andrés Calamaro

miércoles, 10 de julio de 2013

Soy fan de ti.

Hola, hola y hola, 

El pasado domingo terminé de leerme el último libro de Albert Espinosa “Brújulas que buscan sonrisas perdidas”. Fue tirado en la toalla del jardín, justo después de haberme pegado un buen baño en la piscina. Se podría decir que la situación acompañaba para que el final de la historia fuera perfecto. Y lo fue. Sus últimas 20-30 páginas me emocionaron. Es taaaan típico de Albert.

Aunque, personalmente, debo confesar que no me pareció su mejor obra. No me ha enganchado tanto como los anteriores. Quizás porque ya le conozco un poco más o quizás porque simplemente mis expectativas eran tan altas que un gran libro se queda en uno más de sus libros. Pero es muy recomendable, no tengáis la menor duda.

Aún así, esta entrada va dedicada a él. No sólo por sus libros, ni por sus series o sus películas, sino por su forma en la que quiere plantearte la vida, hacerte caer con él hasta lo más bajo y una vez ahí, prácticamente abatido, tenderte unas enormes alas con las que te anima a volar hasta el mismísimo sol. Como el resurgir del Ave Fénix.

Es por esto mismo que, desde hace un tiempo, me proclamé fan de él y le recomiendo en cualquier conversación que se hable de

   - Películas: Tu vida en 65´, No me digas que te bese porque te besaré, Planta 4ª…

   - Libros: El Mundo Amarillo, Todo lo que podríamos haber sido tú y yo si no fuéramos tú yo, Si tú me dices ven lo dejo todo…pero dime ven…

   - Series: Pulseras rojas.

Tiene aún más cositas por ahí. La verdad es que el amigo es un culo inquieto.

Como sé que el verano es muy largo, si queréis que os deje alguna de sus obras no tenéis más que decírmelo. Y es que las cosas buenas están para compartirlas.

En hilo a lo anterior y cambiando de tercio, pero no mucho, opino que todos deberíamos ser fan de alguien (no tiene por qué ser famoso, quizás hasta tratas con él todos los días) o de algo que nos motive y nos haga grandes y mejores. En resumen, que nos llene de verdad y su forma de ser nos produzca un placer hasta el punto de “dormirse hasta las uñitas de los pies”. Cuando los encuentres, procura no dejarles marchar (Albert les llama sus "amarillos"). Eso sí, sin perder la cabeza… que sólo tenemos una. Y un consejo, antes que de nadie, sé fan de ti mismo. Si es así, será buena señal e irás por el buen camino. Más de un@ se hará fan de ti. Te lo aseguro.

Y tú, ¿de quién eres fan? Yo…de ti. 


XR

Soy fan de ti.
Sidecars